San isidro 10 de agoste de 2017

El pasado miércoles 26 de julio en Mendoza se produjo la sentencia en el juicio por delitos de lesa humanidad durante el terrorismo de estado llevado a cabo por la dictadura genocida que asalto el poder el 24/3/76.

Los Jueces Alejandro Waldo Piña, Juan Antonio González Macías y Raúl Alberto Fourcade condenaron a 25 de los 28 acusados en el juicio: 12 de ellos a prisión perpetua. Encontrándose entre ellos a los ex jueces federales rolando Evaristo carrizo, Guillermo Max Petra Recabarren, Otilio Roque Romano y Luis Miret. Simbólicos por la enorme influencia que mantuvieron en el fuero local hasta hace muy poco tiempo. Hubo 7 penas de entre 15 y 20 años, 5 condenas las cuales incluyeron la figura de delitos sexuales; Además hubo 3 absoluciones. El tribunal dijo que también os jueces fueron responsables mereciendo la máxima pena por participes primarios.

Estos 4 jueces no fueron condenados por una serie de casos sino por la intervención en un periodo de tiempo, es decir un tipo de práctica.

A Romano lo condenaron por 84 casos de secuestros, 38 tormentos y 33 homicidios. A Miret por 9 hechos de secuestros 3 tormentos y 7 homicidios.

Al decir de Ernesto Espeche hijo de los médicos Marcela Vega y Carlos Espeche; desaparecidos ambos, “Mendoza dejo demostrado claramente que la represión no funciono sin la participación indispensable de los jueces, no pudo funcionar sin ellos y esto no puede dejar de verse en todo el país “.

Pablo Salinas querellante por el MEDTH dijo: “todavía no puedo con la emoción, hoy ha sido un día luminoso en Mendoza “.

En verdad desde aquí en buenos Aires, creemos que estos 3 valientes jueces que dictaron la sentencia estuvieron a la altura del momento histórico. Sobre todo en el contexto de negacionismo, ninguneo, bastardeo y hasta como un insulto diario desatado por el Gobierno Nacional. Basta con ver las declaraciones de sus funcionarios que empiezan con el propio presidente.

Esta ejemplar sentencia representa sobre todo un enorme mensaje de justicia y esperanza para todo el movimiento de derechos humanos del país, para seguir luchando y poder seguir avanzando con las complicidades civiles.

Cesar Luis Nieto

Secretaria de DDHH AJB San Isidro.