EN LA CIUDAD DE SAN ISIDRO, A LOS 20 DÍAS DEL MES DE NOVIEMBRE DEL 2018, LOS ABAJO FIRMANTES, REPRESENTANTES DE DIVERSOS SECTORES SOCIALES ORGANIZADOS DEL ÁMBITO EMPRESARIAL (CÁMARAS DE COMERCIO E INDUSTRIA), LOS SECTORES UNIVERSITARIOS, DE TRABAJADORES PERTENECIENTES A C.G.T Y C.T.A, DE COLEGIOS PROFESIONALES, DE TRABAJADORES JUBILADOS ORGANIZADOS, DE TRABAJADORES DESOCUPADOS, DEL MOVIMIENTO COOPERATIVO, DE LA COMISIÓN JUSTICIA Y PAZ DEL OBISPADO DE SAN ISIDRO Y DE OTRAS ONG SOCIALES DE LA COMUNIDAD, REUNIDOS POR LIBRE VOLUNTAD DECIDIMOS CREAR EL
“CONSEJO DEL ENCUENTRO Y LA DIGNIDAD

Frente a la actual situación política, social y económica de la República Argentina y a la que los vecinos de la Región Metropolitana Norte no es ajena, consideramos necesario construir un ámbito para exponer, analizar y debatir las situaciones y problemáticas que nos atraviesan. Un espacio en el que las diferencias puedan convivir complementándose, enriqueciendo e iluminándose unas a otras, de modo que podamos pensar alternativas de solución a los complejos desafíos de la actualidad.

La actividad de nuestro Consejo quiere sentar sus bases en los principios y valores compartidos que conforman sus objetivos básicos y su razón de ser: la defensa de la vida y los derechos humanos; la construcción de la paz social; la promoción del bien común; la solidaridad y la participación social; la defensa de libertad; la protección y promoción del trabajo decente; la independencia de la justicia y, fundamentalmente, el respeto a la dignidad humana de cada persona que permita el acceso al derecho a gozar de la Tierra, del Techo y del Trabajo, sin dejar a nadie afuera ni atrás. Desde la experiencia y perspectiva de cada sector trataremos de sintetizar posiciones asumiendo los conflictos e ideas diversas, buscando armonizarlos. Las diferencias deben permitirnos amalgamar algo nuevo, haciendo una síntesis que nos supere y nos haga mejores.

Buscamos construir la unidad en la diversidad, sin encorsetamientos que limiten nuestro análisis profundo y sincero. Los aportes de cada una de las partes deben enriquecer el debate. Como señala el Papa Francisco, “el modelo no es la esfera (…) donde cada punto es equidistante del centro y no hay diferencias entre unos y otros. El modelo es el poliedro, que refleja la confluencia de todas las parcialidades que en él conservan su originalidad” (EG, 236). En ese modelo de sociedad nada se disuelve ni se destruye, sino que todo se integra.

Nos comprometemos a: Avanzar en propuestas y concreciones de acciones solidarias, que busquen incluir e integrar a la comunidad de la región, con una mirada especialmente atenta a los excluidos y marginados.

Nuestra voluntad es continuar convocando a los distintos sectores de la comunidad para que aporten su perspectiva y sus problemáticas, en un diálogo franco y abierto, pero orientado sin dudas a la construcción del bien común que es, por su propia definición, superador de los intereses particulares de cada sector.

Nos sentimos parte constructora de una nación, de un país. Pero fundamentalmente, como constructores de una PATRIA, De UNA PATRIA DE HERMANOS.

conedigzn@gmail.com

Facebook: @ConsejodelEncuentroylaDignidad