La Secretaría de Administración de la Suprema Corte informó en el día de ayer que el próximo 20 diciembre se depositará el bono extraordinario de $7000, pagadero por única vez y de carácter no remunerativo ni bonificable.

Asimismo, informó  que en el mes de enero, junto con los haberes de diciembre, se cobrará el incremento salarial del 2% rechazado por nuestro gremio, calculado sobre el sueldo de diciembre de 2017, totalizando así un aumento del 32% para el 2018.

Dicho porcentaje queda muy lejos de equiparar los salarios frente a una inflación anual que se estima terminara el año en torno a un 47% lo que implica una pérdida de poder adquisitivo inédita para los estatales de la provincia de Buenos Aires.

Es por ello que desde la AJB San Isidro reiteramos la exigencia al Poder Ejecutivo de una nueva convocatoria a paritaria, donde se plasme una oferta salarial superadora que tenga como piso la inflación acumulada durante 2018 y cumpla así la gobernadora con su promesa de que este año los trabajadores estatales no perderían poder adquisitivo.