Este viernes 20, más de un centenar de empleados judiciales concurrieron a la sede gremial a festejar su día. Disfrutaron de un glorioso asado y de la compañía de sus compañeros de trabajo, llenando el local de Av Centenario 422 de risas, bromas e interesantes debates sobre la situación actual del Poder Judicial. Vale resaltar en particular la energía y sabiduría de los compañeros judiciales que, con sus anécdotas e historias sobre la vida del empleado judicial, llenaron de color y alegría la jornada.

Este festejo no solo fue un momento de muy merecido descanso y agasajo luego de una larga jornada laboral, sino también fué una buena oportunidad para entablar lazos fraternales entre los afiliados y recargar energía luego de un año donde el Sindicato, como siempre, estuvo trabajando para asegurar la vigencia y el goce del derecho de todos los empleados judiciales.

El momento cumbre de la jornada fue cuando se hizo presente el Fiscal Angelini, quien contra viento y marea investiga la causa de narcotráfico por la cual se licenció al Fiscal General Novo por presunto encubrimiento, a su ingreso al establecimiento el ruido de cubiertos y voces alegres fue rapidamente suplantado por una ovación de pie por parte de todos los presentes.