El paro del 20 de noviembre convocado por Moyano, Barrionuevo, Benegas, Micheli, Bussi, y el frente de izquierda, es un paro netamente político y no gremial.-

La CGT Moyanista ha perdido legitimidad en las últimas elecciones, porque los trabajadores democrática y mayoritariamente han elegido otra conducción. Allí optaron por fracturarse motivados por las aspiraciones personales de su conductor que tratara de buscar un lugar dentro PJ para auto postularse en un cargo. Para eso necesita a la CGT y a su gremio, el cual lidera su hijo. Años atrás ya se había ido Barrionuevo, creando su propia CGT, por estar enfrentado a quien hoy se vuelve abrazar. La interna del PJ bonaerense de cara a las legislativas del 2013 se ha puesto en marcha.-

La CTA Michelista, denunciada por fraude electoral en las últimas elecciones, tiene su propia interna dentro del FAP, frente a las próximas elecciones legislativas. Ya lo había hecho De Gennaro años atrás, utilizando a ATE para tal cometido, y ahora el MST puja por un lugarcito en las elecciones venideras. Sin embargo la única central sigue siendo la que conduce Hugo Yasky, porque así lo han definido los trabajadores en las urnas.-

Desatado el nudo de que hay 5 centrales obreras, cuando solo hay dos legítimamente reconocida por el mandato de las urnas, hay que sumarle a esto que existen diferentes comisiones internas, lideradas por partidos de los frentes de izquierda, las cuales también se pliegan a esta medida, denunciando que las reivindicaciones son mucho mas que las planteadas por las tres pseudo-centrales, pero llevando adelante el mandato del partido, (PO PTS, Nuevo MAS), por sobre los intereses de los trabajadores. Luego, estas expresiones de izquierda, nunca mueven el amperímetro en ninguna elección nacional, provincial o local cuando de elegir gobernantes se trata.-

Por ultimo la Federación Agraria y la Sociedad Rural Argentina, también son convocantes de esta medida política. Los mismos que hicieron el corte en el 2008 a favor de los terratenientes, produciendo el desabastecimiento de comida para todos los argentinos, derramando la leche de nuestros chicos en la ruta, se pliegan a la presente medida en nombre del bienestar social.-

Desenmascarados los convocantes, dirigentes, y su falta de legitimidad, ya que no se han debatido ni discutido las presentes medidas en congresos ni en asambleas, nos queda por ver las consignas por la cual se convoca a la presente.-

Los trabajadores sabemos muy bien que el salario no es ganancia. Ya lo hemos dicho infinidades de veces y ha quedado ratificado en el último congreso de la CTA. La suba del mínimo no imponible es una necesidad que viene sufriendo retrasos. De ninguna manera estamos por la eliminación del impuesto ya que queremos que el mismo se le cobre a quienes tienen altos ingresos, inclusive a los jueces, por eso solicitamos que el mismo sea cobrado desde los veinticinco mil pesos. Pero además de ello, hemos solicitado que se discuta una verdadera reforma tributaria para cobrarle a los que más tienen y no a los que menos ganan. Precisamente la oposición a esto último fue una de las consignas del 8N, vaya casualidad.-

También hemos solicitado la actualización de las asignaciones familiares, pero no negamos la Asignación Universal, verdadero sistema de inclusión el cual no debe ser permanente sino que fue concebido para aquellas situaciones de desprotección y abandono, que por décadas sufrieron millones de compatriotas. El tema jubilatorio también esta en nuestra agenda. Es verdad que hay muchos argentinos que ganan $ 1.800, pero muchos de estos son aquellos que  hace 4 años atrás estaban fuera del sistema por no tener ningún tipo de aporte y fueron incluidos en este proceso político, estatizando las AFJP. Mientras algunos reclaman por el 82%, en donde los más beneficiados serán aquellos con jubilaciones demenciales con ingreso por encima de los 80 mil pesos mensuales, produciendo la quiebra de la caja jubilatoria,  la CTA propone formas de financiar al estado, acrecentar sus cuentas para poder luego redistribuirlas en formas equitativas y jamás propone el des financiamiento  del estado porque eso seria el suicidio para los trabajadores, ya que conllevaría al quiebre y ulterior cesación de pago del régimen jubilatorio.-

Con estas consignas abstractas, meros slogan de TV, meramente sectoriales, sin propuestas serias, se lleva a cabo este paro político. Hay que decir también, que la Federación Agraria esta solicitando la devaluación del peso para poder acrecentar sus propias arcas, aun mucho más, lo que seria  desastroso para todos los trabajadores argentinos, ya que el impacto inmediato que produce la misma es la licuación de los salarios, lo que lleva a un menor consumo y por ende a la perdida de los puestos de trabajo.-

El corte de ruta, bloqueos y piquetes, ha nacido en nuestro pueblo con aquellas verdaderas reivindicaciones paridas desde el interior de la patria grande olvidada por décadas.  El piquete contra la represión, contra el asesinato de trabajadores, por planes de trabajo de 150 pesos, contra los despidos, por fuentes de trabajo y por bolsones de comida, se han transformado en medidas sistemáticas y constantes, lo que conlleva indefectiblemente a su fracaso. Hoy solo se trata de una petición netamente pecuniaria, en realidad son otros los objetivos pero el disfraz que mejor le sienta es ese.  Cuando no pueden convencer a la mayoría de los trabajadores, porque les quieren vender otra realidad, impiden que estos decidan por ellos mismos si adhieren o no a una medida. Al no poder convencerlos, al que piensa distinto se le impide que vaya a trabajar, (muchos de estos argentinos durante años no han tenido trabajo, ahora se han creado mas de cinco millones de nuevos  puestos de trabajo y por  decisión política, no económica), y a esos nuevos trabajadores o se los agrede tildándolo de carnero, sin conocer su realidad, sin preocuparse verdaderamente por sus condiciones de trabajo. Así es la forma antidemocrática por las cuales se mueven las minorías. Nosotros somos respetuosos de las decisiones democráticas de las mayorías, y jamás agrediremos a un trabajador por pensar distinto, será nuestra tarea tratar de convencerlo, nunca de imponerle nada porque así funcionan las patronales, no los trabajadores cuya principio básico sigue siendo la solidaridad por sobre todo interés personal.-

Cortando rutas, junto aquellos que fagocitaron los golpes de estado en la argentina, SRA, no se resuelven los problemas de la clase trabajadora, sino todo lo contrario.-

Tal es el desconcierto, lo que demuestra que es un paro político, que no hay oradores, porque no pueden ni marchar juntos ni resistirse arriba de un palco, simplemente porque conforman una bolsa de gatos con un perro adentro. Son voluntades dispersas que unidos por sus pequeños intereses confluyen en la protesta, pero que no pueden sustentar un proyecto común de país que nos incluya a todos, porque estos tipos de reclamos traen consigo un personalismo sectorial muy fuerte, sin ningún tipo de construcción salvo la personal de cada uno de los dirigentes convocantes.-

Bajo una crisis económica mundial sin precedentes, con ajuste y mas ajuste, a cierto sector del sindicalismo argentino, minoritario, no se les cae ninguna otra idea que la de quemar gomas, para ganar mas salario, mientras a los trabajadores del viejo mundo se los reprime, se los procesa, y se los despide en beneficio de los mismos intereses de aquellos sectores que hoy propician este paro político, utilizando a los trabajadores a sus efectos.-

En la historia Argentina ha quedado demostrado que una vez que los sectores de poder consiguen sus objetivos, inmediatamente se divorcian de los trabajadores, ya que solo fueron un instrumento para alcanzar esos objetivos en beneficio de sus propios intereses. No es responsabilidad de los trabajadores pero si lo será de sus dirigentes, quienes deberán dar cuenta de ello ante sus representados y ante la historia misma que los juzgara.-

Pensamos un país para todos. Un proyecto nacional y Latinoamericano, que hoy resiste y le pelea al neoliberalismo como en ninguna parte del mundo. Es un proyecto político con una decisión política consagrada en las urnas de todos los países de la región. Somos conscientes de que queda mucho por hacer, pero creemos que lo conseguido es el piso y no el techo para seguir creciendo. Unidos, organizados, en paz, con propuestas y no solo con la protesta, con el ejercicio pleno de la democracia y no en forma fascista y dictatorial, podremos, los argentinos  construir una sociedad mas equitativa y con mayor justicia social.-

Algunos dirigentes perdieron el norte ya hace mucho tiempo. Nosotros, representamos a   miles de compañeros que han depositado su confianza en nosotros para que los representemos, y eso es precisamente lo que estamos haciendo; pero no nos arrogamos la facultad de decidir por ellos, de pensar por ellos, y mucho menos  tildarlos  de traidores o carneros simplemente porque no están de acuerdo con lo que piensa un grupo de dirigentes, divorciados desde  hace mucho tiempo, con la mayoría de quienes dicen representar.-

Con la coherencia y la verdad; con los hechos, y no solo con discursos, seguimos trabajando para construir entre todo un país más justo, libre y soberano.-

 

La Plata 21 de Noviembre de 2012

Encuentro de la Militancia Judicial

CTA PCIA BS AS